Historia del NES: cumplió 30 años

NES

Nadie que conozca de tecnología lo puede negar: los videojuegos han contribuido muchísimo al desarrollo tecnológico; tanto desde el punto de vista del hardware como del software. Desde lo más básico, como el juego tic-tac-toe (ta-te-ti o tres en raya) o el ajedrez, se han usado para testear las primeras computadoras y, por ejemplo, para el EDSAC se desarrolló una versión del tres en raya conocida como OXO. Aunque hoy en día la Xbox One y la PlayStation 4 son los exponentes de la tecnología en videojuegos, está bueno recordar cómo eran los sistemas que se usaban para jugar hace 30 años. Y fue un 15 de julio hace 30 años en que Nintendo lanzó una consola que tendría un gran impacto: la Nintendo Entertainment System o NES.

Por aquel entonces, su nombre era Family Computer o Famicom. Para Nintendo este proyecto fue especialmente significativo porque supuso un gran cambio en su cartera de productos; aunque no fue su primer consola doméstica (la Color TV Game fue anterior), pero esta fue la primera en plantear el sistema de cartuchos intercambiables, con el que se pudiera utilizar un hardware base con distintos cartuchos de juegos que amplien la oferta disponible (la Magnavox Odyssey ya ofrecía un sistema de cartuchos en 1972).

La idea

Salvo la Color TV Game de Nintendo, el núcleo del negocio de Nintendo estaba enfocado en las máquinas arcade (recordemos el mítico Donkey Kong de 1981) así que, con el foco puesto en el mercado doméstico, la compañía decidió lanzarse al mercado de las consolas domésticas adoptando el modelo de los cartuchos intercambiables.

 

Color TV Game Nintendo

 

El proyecto fue encomendado a Masayuki Uemura que se encargaría de diseñar el sistema. En los primeros bocetos, Nintendo barajó un sistema muy ambicioso de 16 bits que fuese capaz de ofrecer al usuario, además de una consola, un pequeño computador doméstico con teclado y unidad de disco pero viendo que el precio de venta se iba a disparar, Hiroshi Yamauchi (Presidente de Nintendo desde 1949 hasta 2002) rechazó la idea para enfocar el producto en algo más sencillo que fuese capaz de captar usuarios hogareños y, además, que el dispositivo no fuese muy grande.

En octubre de 1982, Nintendo tenía un primer prototipo para verificar el funcionamiento del hardware para usarlo como base. El diseño de los cartuchos y el puerto de conexión fue el mayor reto para la compañía; su experiencia en máquinas arcade le había mostrado algunos problemas de conexión de las placas cuando se cambiaban con mucha frecuencia y era una fuente de averías. En Nintendo se dieron cuenta que necesitaban 60 conexiones para acceder a la memoria de la consola o leer de los cartuchos así que optaron por desarrollar su propio conector (que con el tiempo pasaría a tener 72 pines).

El equipo del proyecto de la Famicom se había inspirado en los joysticks de las máquinas arcade para diseñar los mandos de la consola pero, al final, pensando en el público infantil y en una mayor durabilidad de los mandos decidieron tomar como referencia los pads de las consolas que se habían lanzado al mercado de Estados Unidos. Además, para dotar de interactividad a las dinámicas de juego, los diseñadores incluyeron un micrófono en el segundo de los mandos con la idea de captar la voz del jugador y reproducirla en la TV como «una voz más del juego».

 

Nintendo Famicom

 

Con todos estos ajustes, el 15 de julio de 1983 Nintendo lanzó al mercado japonés la Famicom (la Family) por 14.800 yenes de la época y con 3 juegos que llevaban al hogar 3 exitosos juegos arcade: Donkey Kong, Donkey Kong Jr. y Popeye.

Empezaron bien, pero un fallo de hardware hacía que el dispositivo se quedase colgado; un fallo funcional que obligó a parar la producción para cambiar la placa base de la consola. Luego las ventas mejoraron y en 1984 la Famicom era la consola de videojuegos más vendida de Japón.

 

 

El impacto en Japón

En 1984 Nintendo había vendido más de 2,5 millones de consolas Famicom, una cifra que superaba en cuota de mercado a su competidora directa, la SG-1000 de Sega. Envalentonada por las cifras, Nintendo decidió poner el foco en Estados Unidos como siguiente punto de ventas.

En Estados Unidos, Atari era la compañía más relevante, y en Japón pensaron que dicha empresa fundada por Nolan Bushnell podría ser un socio con el que abrir este nuevo mercado. Ambas compañías entablaron conversaciones y negociaciones para distribuir bajo la marca de Atari la Famicom que, para adaptarse a este nuevo mercado, se llamaría Nintendo Advanced Video Gaming System.

 

La Nintendo Advanced Video Gaming System llegaría a mostrarse en el Summer CES de junio de 1984, aunque el dispositivo ya distaba un poco de la Famicom japonesa. Para empezar, parecía más una computadora que una consola y se habían cambiado los gamepads por joysticks sin cables (usando tecnología por infrarrojos), un salto tecnológico interesante que por aquel entonces no pareció interesar mucho al sector.

 

Nintendo AVS

 

Pero durante el CES, Atari vio que Coleco (uno de sus competidores) estaba haciendo una demostración de su consola con una versión del Donkey Kong de Nintendo. Teniendo en cuenta que Atari tenía la exclusiva de este título, el enfado fue bastante grande y provocó que el acuerdo de distribución terminase siendo pospuesto. En julio de 1983, el CEO de Atari, Ray Kassar, fue cesado de sus funciones y con su marcha se fue también el acuerdo con Nintendo.

La NES se expande por todo el mundo

Este desacuerdo con Atari no desanimó a Nintendo a pesar que el mercado estadounidense de los videojuegos estaba pasando por una crisis.

En junio de 1985, Nintendo volvió a la carga y presentó en el CES su versión de la Famicom para Estados Unidos; un proyecto que decidió abordar por su cuenta y sin la intermediación de socios. En el mes de octubre la consola se lanzó a pequeña escala comenzando por algunas tiendas de Nueva York para ir ampliando el mercado hasta el lanzamiento en todo el territorio en febrero de 1986 bajo el nombre de Nintendo Entertainment System.

La NES nada tenía que ver con el prototipo Nintendo Advanced Video Gaming System mostrado en el CES de 1984, era una consola que dejaba a un lado la imagen de «computadora hogareña» para ser un «centro de entretenimiento». Además, para no jugar con las expectativas de los usuarios, Nintendo decidió ser muy honesta con las posibilidades del producto y en el embalaje de los juegos y la consola se mostraban imágenes reales de los juegos y sus gráficos para que todo el mundo supiese, desde un primer momento, qué se iban a encontrar.

 

Con este lanzamiento de la consola, la NES traería sus primeros 18 juegos (muchos hicieron leyenda): 10-Yard Fight, Baseball, Clu Clu Land, Duck Hunt, Donkey Kong Jr. Math, Excitebike, Golf, Gyromite, Hogan’s Alley, Ice Climber, Kung Fu, Mach Rider, Pinball, Stack-Up, Tennis, Wild Gunman, Wrecking Crew o Super Mario Bros.

La NES se concibió como un sistema de entretenimiento orientado al público infantil y, por ello, se esforzaron en que los juegos fuesen aptos para niños. Juegos como Maniac Mansion fueron descartados en primera instancia por incluir contenidos «violentos» o no aptos para menores y esa política se mantuvo hasta el año 1994.

Entre 1986 y 1990, la NES se distribuyó en Europa y Australia a través de diversas compañías, como Mattel y a partir de 1990 Nintendo fue estableciéndose en Europa para controlar la distribución, que para esa épocaya era la consola de videojuegos más vendida en todo el mundo.

 

El hardware

La Famicom de Japón tenía una carcasa plástica en color rojo, un diseño distinto a la NES que se caracterizaba por su carcasa color gris. Dependiendo de la región (PAL o NTSC), el hardware de la consola tenía pequeñas variaciones pero, en líneas generales la NES estaba compuesta por una placa base que contenía:

  • Una CPU fabricada por Ricoh y basada en el MOS Technology 6502 que disponía de 4 generadores de tonos, un convertidor digital-analógico y 2 KB de memoria RAM interna y funcionaba a 1,79 MHz en la versión NTSC y a 1,66 MHz en la versión PAL.
  • 2 KB (KILOBYTES!) de memoria RAM en la placa de la consola con posibilidad de usar memoria adicional si ésta se encontraba en la placa del cartucho.
  • Procesador de video también fabricado por Ricoh que dependía de la versión de la consola: RP2C02 (NTSC), RP2C07 (PAL), RP2C03 (PlayChoice-10) y RP2C04 y RP2C05 en la Serie Nintendo VS. El procesador contaba con 32 KB de memoria de video adicionales.

Además, el sistema se completaba con dos puertos para los gamepads, la ranura para los cartuchos, una ranura de expansión de hardware, salida de video mono y salida de video RF y la entrada para alimentación.

 

NES Zapper

 

Muchos usuarios recordarán los periféricos que se comercializaron para complementar la funcionalidades de la NES y, muchos habrán pasado un buen rato jugando con ellos:

  • Famicom MODEM fue un gadget para los usuarios de Japón, un módem que conectabas a la consola para conectarse a un servidor de Nintendo y acceder a contenidos como noticias y el pronóstico del tiempo en el país.
  • NES Zapper, era una pistola de luz con la que podíamos jugar juegos como el Wild Gunman o Duck Hunt disparando a blancos que salían en pantalla, recreando bastante bien el disparo con una pistola convencional. Mítico fue también el LaserScope que llevaba la pistola a nuestra cabeza con un casco bastante singular y futurista.
  • Famicom Disk System fue un periférico que se lanzó en Japón para dotar a la Famicom de una unidad de disco porque también se distribuyeron juegos en este formato aunque solamente en Japón (donde se vendieron alrededor de 4 millones de unidades del producto).
  • El Power Pad fue un precursor de las «alfombras de baile» que se hicieron tan populares hace unos años; una alfombra con 12 grandes botones concebidos para «juegos en familia» y que se podría usar en un curioso catálogo de juegos de temática deportiva.

 

  • Power Glove podría considerarse un antecesor del Wiimote; un guante desarrollado por Mattel que era capaz de trasladar a un juego los movimientos que hacíamos con nuestro brazo.
  • R.O.B, es un periférico que fue una «rareza» que no tuvo mucha aceptación en el mercado y se retiró al poco tiempo. Era un robot capaz de interactuar con el usuario haciendo gestos en base a lo que hacíamos en juegos que eran compatibles con este periférico.

 

La piratería y las licencias

El éxito de la NES y sus juegos fue tan grande que dio pie a que otros fabricantes apostasen por imitar la Famicom o la NES y creasen clones de estas consolas. Pues sí, existía piratería en aquella época y el mercado se inundó con consolas «similares a la NES» que eran capaces de funcionar con juegos originales de Nintendo y también se desarrollaron periféricos no oficiales que no gustaron demasiado a Nintendo.

Con la idea de controlar el mercado, Nintendo ponía un «sello de calidad» en los juegos y accesorios oficiales para diferenciarlos del resto y así «asegurar» que los productos eran de calidad y cumplían con sus estándares, Official Nintendo Seal of Quality. Sin embargo, esta medida no fue suficiente y entre los juegos sin licencia y las consolas clonadas la compañía tuvo que adoptar medidas mucho más drásticas.

 

Chip 10NES

 

En algunos países, el Street Fighter II se volvió muy popular en las salas arcade y cuando se lanzó con la Super NES fue todo un hit. Aprovechando esta ola, aparecieron cartuchos «compatibles» con adaptaciones del Street Fighter que funcionaban en estas consolas clonadas o, incluso, podían llegar a funcionar en las NES originales.

Así que Nintendo lanzó el chip 10NES como sistema de autentificación de juegos y periféricos originales; una especie de sistema de validación en el que la consola y el cartucho disponían de un chip de este tipo y establecían una «relación de confianza» para poder ejecutar el juego. Si el cartucho no disponía de este chip, la consola se reiniciaría y no se podría jugar; un método que funcionó durante unos años hasta que logró ser burlado por algunos fabricantes de juegos no oficiales.

Los últimos años de la NES

Hasta que la consola se retiró del mercado, se habían vendido en todo el mundo 67,45 millones de unidades. Al inicio de la década de los 90, Sega comenzó a empujar fuerte con la Mega Drive (de 1988) que era muy superior a la NES desde el punto de vista tecnológico. Nintendo reaccionó con la Super NES en noviembre de 1990 y, a partir de ahí, la NES fue perdiendo cada vez más terreno frente a los 16-bits y también frente a las consolas portátiles (Gameboy, Game Gear, etc).

Durante estos años, las compañías se centraban en las consolas portátiles y en la Super NES y la Mega Drive y cada vez eran menos los juegos que llegaban a la NES (a pesar que Nintendo seguía apostando por la NES y llegó a lanzar una nueva versión de la consola a mediados de los 90). En 1995, la filial de Nintendo en Estados Unidos dio por descatalogada la consola aunque en Japón se mantuvo la producción de juegos y dispositivos hasta el año 2003 y hasta el año 2007 se siguió prestando soporte a los usuarios y también se reparaban las consolas.

Oficialmente, la fecha de defunción de la Famicom llegó el 31 de octubre del año 2007, fecha en la que Nintendo dejó de reparar estas consolas por falta de repuestos.

Si tenemos en cuenta que la consola nació en el año 1983, la Famicom ha estado en servicio activo de forma ininterrumpida en Nintendo durante 24 años, todo un récord. Además, el impacto de la consola fue mucho más allá del mundo de los videojuegos y dio pie a series de televisión e, incluso, la consola se convirtió en un atrezzo habitual en series y películas de la época.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *